05 marzo 2007

Friedrich Hölderlin


Poemas de la Locura
*
Vida más elevada
----------------
Su vida escoge el hombre, su objetivo,
gana libre de error sabiduría, pensamientos,
recuerdos que perdierónse en el mundo,
y nada puede contrariar su valor íntimo.

El esplendor de la Naturaleza embellece sus días,
otórgale su espíritu nuevas vestiduras
en su interior, y así contempla la verdad,
y el más alto sentido, y las más singulares preguntas.

Puede así el hombre conocer entonces el sentido de la vida,
nombrar su meta lo más alto, lo más elevado,
saber que uno es el sentido de la humanidad y de la vida,
considerar que el más alto sentido es la más noble vida.

Scardanelli

-----------------------------------------

Friedrich Hölderlin nació en 1770 y murió en 1843. Hacía 37 años que estaba loco. Antes de eso, se había ordenado ministro de la Iglesia Protestante, había escrito numerosos libros, había sido amigo íntimo de Schelling, Hegel y Schiller, entre otros. Una anécdota significativa; Una aristocráta amiga, le regaló un piano a Hölderlin y éste cortó casi todas las cuerdas. Con las pocas que quedaron, improvisaba su música. En "Poemas de la Locura" sólo están los de esa época, probablemente más conocidos que los libros que escribió cuerdo. ¿Y qué es locura..?
La firma Scardanelli, corresponde a una de las personas que él creía ser. No se reconocía con su verdadero nombre, salvo en raras ocasiones.

7 comentarios:

FRAC dijo...

La personalidad de Hölderlin representó, en un momento clave de mi vida, una imagen consoladora. Loco, alejado del mundo, era el ayudante del carpintero, vivía una vida atípica, era un nadie, pero escribía poesía, por si las dudas, poesía que hoy admiramos.

En mi código personal, significaba que la poesía tiende la mano (algunas veces he comentado lo mismo de la física cuántica)


¿Todo bien? ¿Llueve en tu zona?

Después me paso a visitar a Cardoso Pires, que aparece en el suplemento Culturas de LV de esta semana... si no confundo la fecha.
.

Trenzas dijo...

Holas, Frac.
Hölderlin y Zimmer, sí. Se había convertido en un nadie a partir de su locura, aunque aparte del "Hiperión" no había escrito mucho más que tuviera un sensible impacto, me parece.
La poesía es una especie de religión a la que acudo en momentos puntuales. Normalmente, si compro un libro de poemas, lo leo de un tirón y voy dejando señales en aquellos que me han impactado. Luego vuelvo sobre ellos y me demoro en la lectura. Finalmente, es posible que algunos queden como una especie de salmos de la Biblia a los que se acude cuando se necesita alimento no físico :)
Todo bien, ayer llovió un montón aquí y hace fresquillo otra vez, pero yo ni me entero porque no paro en ninguna parte. ¡Mucho trabajo...!
Paciencia; ya aflojará :)
Cardoso Pires. Creo que está poco valorado en general. También estudió Matemáticas :) aunque no sé si llegó a completar esos estudios.
Murió en 1998 y no es mucho lo que se encuentra de él en librerías. A ver si ese artículo revitaliza su figura literaria.
Abrazos y cariños, amiga

Vuelo rasante dijo...

No todos los locos están censados. ¿Qué es la locura, pues?

Trenzas dijo...

Vuelo rasante: bienvenida, lectora :)
Locura es eso que todos necesitamos para no volvernos locos de los de manicomio :)
Locura es un término que sólo utilizamos cuando alguien ha perdido el rumbo que el resto de los mortales considera normal.
Pero es una interpretación encorsetada y demasiado radical, me parece.
En ese sentido, deberíamos tildar de locos a Einstein o a Leonardo, por ejemplo.
La Locura es algo así como la Verdad; cada uno la ve y la vive a su manera.
Bueno, eso le parece a la parte de mí que está loca :)
Un beso, amiga

Verónica Carmona dijo...

sabes, en el fondo todos tenemos un grado de locura que nos hace apelar a la inspiración fascinante y a la melancolía angustiante.


saludos y felicitaciones


verito

Umma1 dijo...

Holderling era un poeta respetado.
Sus poemas son realmente extraordinarios. Si a alguien le interesa, jacques lacan, tiene un trabajo sobre Hölderling, imperdible.

Saludos

Trenzas dijo...

Verónica; estoy de acuerdo del todo en ese punto de locura necesario para no volvernos locos de verdad :)
A mí me sirve mucho y para no olvidarme me inventé a la cabra. Ahora es ella quien me conmina a estar un poco loca cada día.
Un abrazo, amiga.
*
Umma1; ¡Hola, amiga...! Pasé por tu casa y he visto que has regresado. Iré a leerte con cuidado porque contigo no se puede leer de otra manera :)
Estamos de acuerdo en las dos cosas. El trabajo de Lacan sobre Hölderlin, o una parte apreciable, está incluida en uno de los libros de H. que hay en casa. Fue curioso leerlo ahí, porque yo había leído algunas opiniones de Derrida sobre Lacan y me quedé un poco desorientada :)
Me gustaría volver sobre los dos algún día y enterarme mejor. No hay tiempo para todo, asíq ue ya veremos si lo consigo :(
Bienvenida aquí también, amiga.